MALASAÑER@

CIUDADANO Pérez-Bannen

Febrero 2017/Por Juan Pablo De La Hoz

Es uno de los actores más importantes de la escena nacional y vive uno de los mejores momentos. Además no tiene tapujos en opinar sobre temas relevantes para la sociedad como la política, Ley de Identidad de Género y Matrimonio Igualitario.

Más de 20 años de carrera avalan a Francisco Pérez-Bannen. Tiempo en el que no sólo ha crecido profesionalmente sino que también en lo espiritual, logrando transmitir esa sensación de paz que pocas veces se aprecia en otro ser humano. Pero esto último no ha sido fácil, ya que para eso tuvo que aprender de sus errores y caerse muchas veces para volver a levantarse otras tantas. Pero que sin duda fue necesario, para llegar a la estabilidad en la que se encuentra.
Francisco es un hombre afectuoso y amigable, a quien perfectamente podrías confiarle algo sin conocerlo mayormente, una persona que valora al otro desde el cariño y sin prejuicios. A sus 46 años se considera cada vez más niño, además de un gozador empedernido. Se reconoce un hombre feliz, que tiene como eje el amor. Ese centro lo ocupan día a día sus hijos Vicente, Elisa y Matilda, también la actriz Manuela Oyarzún, con quien tiene una relación de pareja.

¿Cómo es Francisco Pérez-Bannen hoy en día?

Soy ser humano antes que actor, papá y pareja. Estoy más conectado con lo sustancial y hace bastante tiempo intento vivir desde ese lugar. Los prejuicios en general se han ido derribando, me agoté de tener impresiones rápidas en relación a todo y a todos. Estoy volviendo a mirar la vida con ojos limpios, con confianza. Quiero seguir relacionándome con la vida desde la gratitud.

¿Qué significan tus hijos para ti?

Son una fuente de amor infinito, además de maestros, y me han hecho crecer. Gracias a mis hijos tomé conciencia que tenía muchas cosas por resolver, para estar bien con ellos. Los hijos tienen esa maravillosa capacidad de recordarte exactamente lo que debes trabajar: si eres autoritario te pedirán flexibilidad, si eres egoísta te pedirán generosidad. Han sido una escuela permanente.

¿A qué le tienes miedo?

Principalmente a que les pase algo a mis hijos, no que se equivoquen y tengan penas porque eso es parte de la vida. Sino a que los veo crecer y sé que volarán lejos en algún momento, pero tengo que trabajar en ese desapego.

Show more
Show more
Show more

¿Qué significa para ti tu pareja, Manuela Oyarzún?

Agradezco el amor que nos tenemos. Creo que ambos nos encontramos en el momento preciso, y comulgamos en algo muy profundo que nos hace felices. Entre nosotros hay cooperación confianza, gratitud.

¿Hay crisis en la TV chilena?

La industria tiene que hacerse preguntas. En general existe rotación alta de Ejecutivos que no les permite desarrollar su gestión. Muchas veces llegan algunos que no tienen mayor cercanía con la TV.

¿Hacia dónde va Canal 13 con su Área de Ficción?

Hay compromiso con la calidad, pero a veces es irregular. Hubo una maravilla como Secretos en el Jardín, independiente del rating, y luego Valió la Pena. Algo se retomó con Veinteañero a los 40. Lo que veo es una búsqueda honesta de identidad, no querer copiar lo que funciona en otro canal.

¿Qué te parece que nuestra política chilena esté desprestigiada?

He decidido no sumarme a ese juicio fácil de que la política chilena es una mierda, porque prefiero ser parte de esa crisis y buscar la manera de cooperar como ciudadano para que mi país avance. Entre esas maneras está votar, porque es la forma para aprobar o desaprobar la gestión de quienes nos representan.

¿Qué le falta a la política chilena?

A la política chilena le falta conexión con la realidad, conectándose se puede desarrollar una visión de país a partir de lo que se está demandando. Los políticos deben hacerse cargo de las inquietudes que existen, proponiendo y resolviendo temas sin esperar a que sean pillados en falta y a partir de eso reaccionar. No se puede jugar con las expectativas de las personas en relación a necesidades esenciales, como la educación o la salud.

LEY IDENTIDAD GÉNERO Y MATRIMONIO IGUALITARIO

La Ley de Identidad de Género permitiría a personas trans cambiar de sexo y nombre legalmente. Además se incluiría que menores de edad puedan decidir sobre sí mismos.

Soy de la idea que las sociedades deben hacer todos los esfuerzos para que las personas se sientan incluidas y contenidas. Eliminar todo aquello que las haga sentir discriminadas, oprimidas o simplemente botadas del tablero. Lo que permita que ganemos libertad y que haga que vivamos con dignidad y respeto son esfuerzos que se deben hacer.
El detalle de la edad del niño o niña que se siente mujer u hombre, es algo que deben estudiar las personas que saben de eso. También creo que sería irresponsable de mi parte decir que los niños decidan, porque he escuchado a personas que tomaron la decisión de cambiar su sexo y después se han mostrado arrepentidas.
Pienso en cómo se contiene y asiste a los seres humanos en esa situación, en todo el proceso. Cómo se asiste a esa familia, qué se hace en los colegios, cómo se le acompaña durante su decisión. No basta con pensar que todo se resuelve con leyes, ya que puede ser una bomba de tiempo si no nos sensibilizamos y nos hacemos cargo del fondo.
A lo mejor una niña o niño se ve en esa encrucijada porque hay un modelo que le impone que ser algo es mejor que lo otro, y dice si soy así lo voy a pasar mal ¿Por qué sencillamente no se le deja ser libre en su total ambigüedad? A lo mejor no tiene que decidir nada, sino sólo sentir tranquilidad con esa dualidad.

Show more
Show more
Show more

¿Qué te parece una ley de Matrimonio Igualitario?

Me remito a lo que dije anteriormente. Todo lo que haga que las personas se sientan iguales, incluidas, respetadas y dignas son esfuerzos que hay que hacer. Si hay quienes sienten que sus derechos se vean reflejados en una ley, hay que hacerlo.

¿Cómo reaccionarías si tus hijas o hijo te dice que es homosexual?

Es como que me cuenten que están pololeando, no pasa nada. Si uno de mis hijos es gay quiero que sea feliz. Y que cuente conmigo para lo que sea, porque siempre estaré ahí.
Sigue siendo difícil ser homosexual en Chile, hay que tener coraje para atreverse a ser quien realmente se es. Si mi hijo dijera que es gay lo valoraría como un acto de valentía.

 

Fotografía – Pamela Cid
Asistente Fotografía – Gianni Di Giuseppe
Estilismo – Fel Carrera
Vestuario – Paula Moreno
Edición Imagen – Daniela Dinorah Bilbao

 

Revisa entrevista completa en https://goo.gl/iYodco

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN DE NOTICIAS

Send this to a friend